“Recordarán a Fernando, el perro de la ciudad”

FUENTE: DIARIO NORTE

Mañana a partir de las 20, la Fundación El Fogón de los Arrieros (Brown 350) realizará un acto para recordar al emblemático Perro Fernando al cumplirse hoy el 48º aniversario de su muerte. El encuentro se concretará en la vereda de la institución, junto a la tumba de Fernando, donde se encuentra la recientemente restaurada escultura del artista Víctor Marchese.

Los anfitriones darán la bienvenida a los asistentes, luego se realizarán ofrendas con ramitos a flores a cargo de niñas invitadas; se leerán coplas del poeta Aledo Luis Meloni escritas especialmente para esta ocasión (ver aparte) y se escucharán palabras de Miguel Molfino, Cristina Matta y Mempo Giardinelli. También, se interpretarán dos canciones alusivas a Fernando: Callejero, en la voz de María Laura Peón y Un perro singular, por Richard Polaski, que integra un disco que acaba de editarse (ver nota aparte).
De esta evocación participarán amigos y vecinos que deseen sumarse. Directivos de la Fundación El Fogón expresan: “Un acto propio de la ciudad. Pensándolo bien, Fernando es uno de los pocos personajes, cualidad tal vez compartida con Aledo, que no tiene enemigos en Resistencia”. Los organizadores invitaron a concurrir con una flor para ofrecerla en su tumba.

FOTO: FAUNATURA.COM

Oído perfecto
Mempo Giardinelli, que dará su testimonio mañana, seguramente recordará algunos pasajes de la nota que escribió para Página 12 sobre Fernando. Publicada el 24 de diciembre de 2003, recuerda, entre sus párrafos:

“Yo era chico y casi todas las tardes acompañaba a mi papá al Bar La Estrella, donde los hombres charlaban y jugaban al truco o al tute, y todo el tiempo se escuchaban tangos y conciertos en la enorme radio que los japoneses ponían sobre el estaño. Y ahí estaba, digno y sereno, escuchando atentamente mientras comía maníes bajo alguna mesa, o echadito al sol en las veredas amplias, el perrito que todos decían que habría merecido más que ninguno ser el ícono de la RCA Victor”.

“Cuando llegaba el verano, los preparativos navideños se hacían en esas mesas deliciosamente organizadas: aquí los peronistas con Don Chacho Bittel y sus eternos ministros, algunos de los cuales fueron campeones de tute cabrero y otros en el arte de hacerse ricos a costa de todos. Allá los radicales del Bicho León, mirando al poder como algo siempre lejano. Y junto a aquella ventana los socialistas, encabezados por el prócer chaqueño Guido Miranda, historiador y periodista”.

“También se sentaban, a otras mesas, empresarios, contrabandistas, médicos distinguidos, abogados charlatanes y buscas de todo pelaje.

El Bar La Estrella era como un mercado persa y allí Fernando, el cuzquito melómano, recibía raciones que completaba en su diario vagar por otros bares como el Sorocabana, frente a la plaza, que era el más lindo y hoy es un patético edificio que en cualquier momento puede ser demolido”.

“Creo que fue la Navidad del ‘57, o el ‘58, cuando visitó Resistencia un famosísimo pianista polaco, de apellido Paderewsky. Ofreció un concierto único en el Cine Teatro Sep, el más importante de la ciudad, y por supuesto mis papás me llevaron. La sala estaba repleta y Fernando se acomodó bajo el piano de cola (los organizadores siempre explicaban a los músicos visitantes la ineludible presencia del cuzquito) y a la vista de más de mil personas se diría que Paderewsky y él comenzaron el concierto”.

“Nunca olvidaré la impresión de aquel público cuando, en medio de una sonata de Beethoven, de pronto Fernando se puso de pie alzando las orejas y soltó un gruñido. Pareció que el mundo se detenía, pero Paderewsky, todo un profesional, siguió como si nada. Sin embargo, hacia el final del concierto, nuevamente el perrito sacudió las orejas y miró fijo al pianista como diciéndole oiga, la está pifiando. Entonces Paderewsky, con europea elegancia, detuvo sus manos, miró al perrito y le dijo, en duro castellano: “Tiene razón, equivoqué dos veces”. E hizo un dacapo y repitió la sonata, que le salió perfecta. El concierto acabó con una ovación, un par de bises y el discreto mutis de Fernando, que, se dijo después, tenía esa noche dos casamientos y un cumple de quince”.

Anuncios

2 Respuestas a ““Recordarán a Fernando, el perro de la ciudad”

  1. Pingback: Gracias a nuestros lectores por interesarse por el Día Nacional del Perro « Los Perros Primero·

  2. Pingback: Gracias a nuestros lectores por interesarse por el Día Nacional del Perro « Los Perros Primero·

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s