Una maravillosa relación de vida hasta la muerte… (vía @CesarMillan)

Foto publicada en "Cesar's Way"

FUENTE: CESAR’S WAY

“El mundo del entretenimiento fue impactado esta semana con la noticia del suicidio del actor de 47 años Nick Santino. El actor quien había participado en “All my Children” y “The Guiding Light” fue encontrado en su apartamento después de una sobredosis con pastillas el día de su cumpleaños. Su nota de suicido decía: “Hoy traicione a mi mejor amigo. Rocco confiaba en mí y le fallé. El no merecía esto”.

Rocco era la mascota de Nick, un pit bull rescatado de un refugio para perros años atrás. Ellos vivían en un condominio en Nueva York y Nick había estado teniendo continuas problemas con el propietario del edificio. En 2010 la junta directiva instituyo un reglamento prohibiendo que los pitbulls vivan en el edificio. Aun así el reglamento no lo afectaba, pues él se había mudado al edificio antes del 2010, pero los vecinos decían que el gerente del edificio lo acosaba constantemente por su perro. No lo permitían usar el elevador principal o que el perro estuviese solo más de 9 horas seguidas.

Finalmente, después de amenazas de multas y la constante presión de los vecinos y de la gerencia, Nick mando dormir a Rocco. Agobiado y lleno de culpa y remordimientos no pudo soportar la decisión que tomo sobre su perro, llevándolo al suicidio el día siguiente. La junta directiva del edifico ha negado cualquier responsabilidad acerca de lo sucedido. Un veterinario le había dicho a Nick que Rocco se volvió un poco agresivo aunque no hay reportes de algún incidente.

Nick sufría de depresión. De alguna manera, su pit bull y el tenían una vinculación emocional ya que el mismo había crecido en un orfanatorio y había andado de casa en casa con padres adoptivos en su juventud. Últimamente, sus trabajos de actuación eran infrecuente y los acosos por su perro posiblemente era lo que lo puso al borde.

Es imposible echar la culpa a una sola cosa en particular, pero no podemos ignorar la presión Nick Santino tuvo de parte de la junta directiva del condominio, que lo empujaron a cometer grandes errores—cuando su perro solo tenía la culpa de ser un pit bull.

En su último día vivo, Nick regalo la cama de Rocco y huesos a otro dueño de perro y al portero le obsequio una caja de bocaditos para que lo distribuyera entre el resto de los perros en el edificio.

Nick y Rocco fueron incinerados y la familia de Nick ha dicho que serán sepultados juntos.”

Anuncios

Una respuesta a “Una maravillosa relación de vida hasta la muerte… (vía @CesarMillan)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s